Skip to content Skip to footer

Desde antes de saber que estaba embarazada me encomendé a Ti. Que sepa Madre asumir que esto es cómo, cuándo, y porque Tú quieres. Que sepa depositar en tu corazón mis miedos e inquietudes, sabiendo confiar en lo que nos quieres. No dejes de acompañarme porque necesito sentir que no me sueltas de la mano.