Skip to content Skip to footer

Felicidades, Madre. Ruega por todas las madres del mundo. Protege la vida. Que nuestros jóvenes entiendan que abortar es matar a un ser humano, el más indefenso. Ayúdanos a explicarles con claridad para que luchen por la vida. Gracias Madre, por mi madre y por mi padre. Gracias por la fe, por la vocación, por mi marido, por mis hijos, por mi familia, amigos, por todas mis hermanas y hermanos. Madre, cuidanos como Tú sabes para querer más a Jesús.
Vida, dulzura y esperanza nuestra… Gracias.