Skip to content Skip to footer

Gracias, Madre nuestra de Torreciudad, por habernos llevado de tu mano en estos 25 años de matrimonio. Nunca nos sueltes. Que nuestro amor conyugal siga creciendo y que confiemos siempre en tu ayuda ante las dificultades.