Skip to content Skip to footer

Muchas gracias, Virgencita: en el año 1995 no acredité mi examen y fui a tu capilla de la Colonia Hacienda Los Morales en San Nicolás de los Garza, Nuevo León (México). Y te pedí que terminara la preparatoria, y no sólo terminé la «prepa» sino también mi carrera profesional. Te lo agradezco, Madre mía, y sólo te pido que nos protejas a toda mi familia, en especial a mi «bebo» y a mi esposo. Amén.