Skip to content Skip to footer

Madre, sabes que he estado muchas veces allí, que lo que te pedí se concedió. Perdona pero te vuelvo a pedir para dar fin a este pequeño infierno que ha surgido sin yo preverlo. Sabes que mi vida ha sido difícil desde el principio. Vuelve a mostrar que eres Madre. Que se inicie un periodo de trabajo estable que me deje cuidar un poco de la familia numerosa que me has dado. Por favor, ayúdame ahora. Gracias.