Skip to content Skip to footer

Madre mía, hace casi dos años, pasa tan deprisa… Cuidamelo, tráemelo a casa tan feliz como se fue. Cuidalo estos días tan especiales en los que estamos separados. Te quiero, te tengo presente y sé que rezan por mí. No nos abandones. Te quiero.