Skip to content Skip to footer

Queridísima Madre: estoy ilusionada con la preparación de la romería… Mueve los corazones de cada una para que vayamos a verte… Y cambia mi corazón, renuévalo por favor. Gracias, Madre, tengo unas ganas locas de estar contigo…