Skip to content Skip to footer

Virgencita gracias por haberme dado la oportunidad de ir a visitarte para darte gracias y encomendarte mis intenciones. Dame la oportunidad de volver. Desde ya empiezo a encomendarte esa nueva intención.