Skip to content Skip to footer

Señora de Torreciudad, bajo tu amparo pongo las intenciones, necesidades y todo aquello que llevamos en nuestros corazones y mente todos los miembros de mi familia. Ruega por nosotros, pecadores, y alcánzanos de tu Hijo la conversión.