Skip to content Skip to footer

Quiero dar las gracias a la Virgen de Torreciudad y a san Josemaría por la gracia recibida ya que mi mujer después de 41 años se confesó, (no lo hacía desde que nos casamos).Para mí ha sido un milagro muy gordo. Ha sido el mejor regalo que podía recibir. Hablaré del santuario de Torreciudad a toda la familia amigos y conocidos.