Skip to content Skip to footer

Madre mía, intercede por mis padres y hermano difuntos. Jesús nada te niega. Con mucho sacrificio fui a verte no hace mucho y me hubiera quedado contigo mucho más tiempo si hubiera podido. Te recuerdo lo que allí te pedí. No te olvides ni me dejes de tu mano. Te quiero mucho.