Skip to content Skip to footer

Madre mía, te pido por mis sacerdotes en Chile, que abandonen la política y se dediquen solo a evangelizar, ser verdaderos representantes de Cristo acá en la tierra y que sean sacerdotes CONFESORES, Sacramento que invita a la santidad. Te pido de todo corazón por ellos.