Skip to content Skip to footer

Te quiero pedir que mi hija siga el rumbo que debe, y deje de ir de un lado para otro, del modo que tu y yo sabemos. Que la ilumines y le muestres el camino que debe seguir en su vida, y que nunca se separe de tu mano.