Skip to content Skip to footer

He ido a Torreciudad unas diez veces y nunca me canso de ir.

El pasado 16 de julio tuve un accidente de tráfico donde me rompí las dos piernas, y al primer sitio donde fuí nada más salir del hospital fue al santuario. Se que la Virgen, mi Madre, me ha ayudado a seguir hacia delante. Gracias,