Skip to content Skip to footer

No sé si es el lugar apropiado para dejar constancia de una petición de a Nuestra Madre de Torreciudad. Pero con el atrevimiento que da el ser un hijo amado, deso pediros Madre nuestra, que superemos las dificultades económicas que pasamos en estos momentos mi mujer y yo, que los sepamos vivir como una oportunidad para identificarnos más con la Sagrada Familia; que san José, tu castísimo Esposo y Padre y Señor, me guíe como cabeza de esta incipiente familia. Madre mía, te pido, con humildad, que esta situación que pasamos mejore y podamos en julio ir a visitarte. Me encantaría poder llevar a mi mujer, que siendo hija de nuestro amigo, aún no te ha visitado.
Sabiendo que ésta súplica es escuchada, Madre, te agradezco tu maternal intercesión, aceptando de buen muy buen grado la Santísima Voluntad de Nuestro Señor, sea la que sea.
Un beso muy fuerte de este matrimonio que empieza.