Skip to content Skip to footer

Madre, te doy gracias porque ya tenenemos al primer sacerdote en la isla que viene a animar los medios que tenemos. Tu bien sabes lo que hemos resado para que la Obra venga. Señora, ayúdanos a ser fieles, y a tener de manera estable la labor apóstolica en cuba. No olvides a Yohana, y no me olvides a mi.