Skip to content Skip to footer

MADRE, te doy las gracias por el día tan pleno que vivimos el 13 de septiembre, acogidos bajo tu protección y cariño. Gracias por ser cristiana, por amar la vida, por ser positiva, por querer a todos nuestros semejantes, por poner ilusión al trabajo,p or valorar el sacrificio… En definitiva, ¡POR AMAR A DIOS!
Felicidades a los organizadores y a todos los voluntarios, conductores, por el cariño con el que trataron a mi madre. ¡QUE DIOS LES BENDIGA!