Skip to content Skip to footer

¡Gracias, Madre mía! Por todo lo que me has dado en este mes de diciembre, te lo pedí y casi todo me lo has concedido. Te pido por todas las personas que confían en ti, y por todas las madres que necesitan ayuda.