Skip to content Skip to footer

Virgen Santísima: ¡Tienes que hacer algo! Confío en ti…, me apoyo en ti…, me abandono en ti… Mi hijo Madre mía… que ha perdido la fe católica… Tú eres mi ayuda y mi consuelo. Por favor no desprecies mis súplicas. Madre Mía.