Skip to content Skip to footer

Queridísima Madre: el próximo día 16 de abril, si Dios quiere, tenemos programada la cesárea para que venga al mundo el segundo hijo que tendremos mi mujer y yo. Se llamará Álvaro, y al igual que su hermano mayor Íñigo, iremos a ofrecértelo en cuanto podamos, sólo te pido que todo vaya bien, que en el parto mi mujer no sufra y que Álvaro venga sin ningún problema. Un beso enorme, queridísima Madre.