Skip to content Skip to footer

Madre, te pido por esta Semana Santa, por la conversación que quiero mantener con mis padres. Dame fuerza para hacerlo. Ilumínalos e ilumíname, que diga las palabras necesarias para que reaccionen y me entiendan. Que no me rinda, y sobre todo, que no me aleje de Vosotros. Que haga lo que tenga que hacer. Te pido también por mis amigas. En especial por ella, que lo está pasando mal, ayúdale a seguir adelante y a ver que ha hecho lo correcto. Muchísimas gracias por todo.