Skip to content Skip to footer

La iluminación navideña en Torreciudad da la bienvenida a los peregrinos y les ayuda a preparar interiormente la próxima celebración del nacimiento de Jesús. Aunque toda ella emplea material de tecnología LED de bajo consumo, este año se ha decidido reducir el número de horas de encendido y la cantidad de elementos luminosos instalados. Ambas medidas de ahorro energético, adoptadas con motivo de la actual coyuntura económica, se unen a la reducción de la potencia de la calefacción en el templo e instalaciones anejas.

En la distancia destaca la gran estrella de luz de 6 metros de diámetro y ocho puntas, colocada en el lugar más alto del santuario, encima de la torre. Puede verse iluminada desde el atardecer en varios kilómetros a la redonda. La estrella es símbolo de la Virgen María, y así aparece en el escudo de Torreciudad, precisamente encima de una torre.

En la misma entrada por carretera, un portal de Belén recibe a los visitantes, realizado íntegramente con siluetas de trazos blancos de luz. Las figuras de Jesús, María y José destacan en la noche recordándonos la humildad en la que quiso nacer el Hijo de Dios.