Skip to content Skip to footer
Solemnidad, devoción, participación, juventud…, son algunas palabras que resumen los días de la Semana Santa en Torreciudad, santuario jubilar que cumple este año su 25 aniversario.

El templo se llenó los tres días de los Oficios y mucha otra gente familias, pequeños grupos- se acercó a rezar y a ver el santuario. Más de mil jóvenes pasaron unos días de vacaciones en los alrededores y disfrutaron del deporte y las excursiones que facilita la geografía oscense. El balance provisional de la afluencia de visitantes a las localidades oscenses que forman la Mancomunidad Turística Embalse de El Grado durante la Semana Santa es «muy positivo», según se concluye de las consultas hechas en sus establecimientos, favorecidos por la cercanía del santuario.

En los cinco municipios mancomunados Abizanda, Naval, El Grado, La Puebla de Castro y Secastilla- la capacidad hotelera se encuentra con un cien por cien de ocupación ayer viernes, y cotas muy altas el resto de los días. La afluencia de peregrinos a Torreciudad es otro factor que multiplica el trabajo en estos días, con el atractivo del Triduo Pascual, en el que cantó la Coral Oscense y la visita a la Exposición de fotos «Historia reciente de una antigua devoción», instalada en la cripta. Asimismo, los visitantes han podido ganar en Torreciudad la indulgencia plenaria del Año Jubilar.