Skip to content Skip to footer

Un grupo de familias madrileñas han parado hoy en Torreciudad para rezar a la Virgen en este mes de mayo y darle gracias por su protección durante el recorrido que han realizado por una zona del Pirineo. Se trata de una de las etapas de la ruta que siguió san Josemaría para cruzar la cordillera durante la guerra civil española y poder continuar con libertad su labor sacerdotal. Concretamente, han hecho la subida a Fenollet desde el río Sallent, en el pirineo ilerdense. Los padres han aprovechado para realizar el tradicional ofrecimiento de niños a Nuestra Señora de Torreciudad frente a su imagen.